Lentillas reutilizables

Estas lentillas pueden guardarse y volverse a usar. Al final del día, se retiran, se limpian y se desinfectan, y a la mañana siguiente se vuelven a utilizar las mismas lentillas otra vez.



Las lentes mensuales se pueden usar un máximo de 4 semanas sacándolas siempre para dormir, y el uso máximo aconsejable son 8 horas diarias procurando un descanso con gafas.

Otras ventajas son que, dado que se usan durante relativamente corto tiempo, es poco probable que se ensucien y, además, se mantienen flexibles para aportar siempre la máxima comodidad.